Saltar al contenido
Blog animalista

Los mejores consejos para correr con tu perro

25/08/2020
correr perro

Ya sabes que correr es una gran actividad física. Mejora la condición, quema calorías, no requiere habilidades o equipo asombrosos para comenzar. Basta con un buen calzado y un poco de voluntad.

¿Y sabías que correr se vuelve aún más atractivo cuando tienes compañía? Y esto, idealmente, podemos hacerlo con nuestra mascota.

Los perros, al igual que los humanos, necesitan una dosis diaria de actividad. Al correr con tu mascota, no solo puede proporcionarles algo de ejercicio a ti y a tu mascota, sino también fortalecer tu vínculo.

Por supuesto, mucho depende de qué tipo de perro sea. Ya que hay razas que son perezosas o están construidas de tal manera que distancias más largas pueden ser perjudiciales para sus articulaciones. También todo depende de la edad del perro. Es posible que un cachorro aún no esté preparado para trotar cerca de la pierna o realizar un esfuerzo más prolongado. Por otro lado, no podemos sobrecargar al perro mayor.

Antes de llevar a tu mascota a correr, conoce algunos consejos sobre cómo correr de manera segura con tu amigo de cuatro patas.

Consúltalo con tu veterinario

No todos los perros están hechos para correr, especialmente cuando se trata de distancias más largas. Antes de llevar a tu mascota a correr, consulta con su veterinario para ver si la estructura de su cuerpo permite este tipo de esfuerzo.

Los perros como los pugs y los bulldogs, que tienen un cuerpo grueso y patas cortas, pueden trotar contigo por un tiempo, pero no son adecuados para distancias más largas.

Los perros con posibles problemas de espalda (como los perros salchicha), displasia articular (que se encuentra a menudo en los pastores alemanes) y otros problemas óseos tampoco deben correr.

También vale la pena recordar que los cachorros menores de 18 meses aún no están completamente desarrollados físicamente y no deben ser expuestos a golpes fuertes y prolongados contra el suelo.

Comenzar debería ser fácil

Se tomó la decisión, el veterinario dio luz verde. Eso es genial. Sin embargo, recuerda no empezar de inmediato con carreras largas en zonas de montaña. Empieza con carreras lentas y distancias cortas. Observa cómo mejora tu eficiencia y, sobre todo, la de tu perro. Por supuesto, también presta atención a si lo disfruta, es importante.

Una vez que tengas algo de práctica, puedes probar el patrón: 5 minutos de calentamiento caminando, luego 20 minutos de trote y luego 5 minutos de enfriamiento con una caminata o algunos juegos divertidos con tu perro.

Vigila a tu mascota durante el entrenamiento. Puedes aumentar la distancia con el tiempo y agregar desafíos, pero todo a su debido tiempo.

Ten en cuenta el clima antes de salir

Sabes bien que si corres en un día caluroso y bochornoso, te cansas mucho más, probablemente haya momentos en los que te fatigues demasiado. Tu perro siente esto mucho más y puede sobrecalentarse muy rápido. Las consecuencias pueden ser mucho más graves para él que para ti.

En verano, piensa en trotar por la mañana, cuando hace fresco afuera y la temperatura no es demasiado alta.

Protege las patas de tu perro

No es solo la temperatura lo que puede hacer que las patas de tu perrito sufran. El hormigón no solo se puede calentar, sino que también un largo recorrido sobre una superficie tan dura puede sobrecargar las articulaciones e irritar las almohadillas de las patas.

Por otro lado, correr sobre grava o terreno con muchos guijarros pequeños puede perforar sus almohadillas.

No sobrecargues a tu perro

Presta atención a si tu compañero está corriendo rápidamente a tu lado, rezagado, demorado o desacelerando repentinamente y buscando una sombra. La respiración pesada y fuerte, la confusión y una falta visible de entusiasmo pueden significar que su energía se ha agotado y necesita reducir la velocidad o incluso dejar de entrenar.

En casos extremos, es posible que necesite atención médica (pero es de esperar que no). Vale la pena tomarse al menos un día libre y darle un descanso a tu mascota. Si esto te sucede, haz una carrera más corta la próxima vez.

La hidratación es muy importante

Por obvio que parezca, te recordaremos que la hidratación es muy, muy importante para ti y tu acompañante. Cuídalos antes, durante y después de la carrera. Deja que tu perro beba un cuenco de agua antes de iniciar, y lleva una botellita y un cuenco para darle líquido en el trayecto.

correr perro 1

Summary
Los mejores consejos para correr con tu perro
Article Name
Los mejores consejos para correr con tu perro
Description
Ya sabes que correr es una gran actividad física. Mejora la condición, quema calorías, no requiere habilidades o equipo asombrosos para comenzar.
Author