Saltar al contenido
Blog animalista

Se aproxima la extinción en masa de los primates y la causa somos nosotros

23/01/2017
primates extincion 06

El ser humano tiene lo mismo cosas buenas que horribles. Genera avance, investiga y, en general, suele tener bondad. Pero es también el causante de la desaparición de un montón de especies. Se está cargando el Amazonas y otras tantas hectáreas en otros lugares. Ha iniciado al menos 100 guerras y mira para otro lado si la cosa no va con él mismo. No cuida del planeta, no recicla, no planta árboles y está acabando con nuestros parientes biológicos más cercanos; lemúridos, lorísidos, galágidos, társidos, monos y simios.

Y no solo son eso, sino también una prueba viviente y una forma única de contemplar la biología, el comportamiento y la evolución humana. Así, el 60% de las más de 500 especies de primates que existen en el mundo están amenazadas, mientras que el 75% tiene poblaciones que avanzan hacía la extinción. Por desgracia, en un reciente estudio, 31 primatólogos explican en el mayor análisis realizado hasta el momento cómo está la situación, las amenazas y los esfuerzos de conservación de estos animales.

Pero lo peor no son solo estas horribles estadísticas que aportan los expertos, sino la causa de todo ello. La inminente extinción de la mayoría de especies de primates será por actividades humanas. La agricultura intensiva, por ejemplo, será uno de los mayores problemas.

Uno de los autores de este estudio y profesor de Antropología de la Universidad de Illinois (EE. UU.), Paul Garber, tiene claro que para muchos de estos animales en peligro de extinción es realmente «su última hora». La situación del orangután de Sumatra, por ejemplo, es uno de estos casos; este animal ha perdido ya el 60% de su hábitat entre 1985 y 2007.

«El lémur de cola anillada, el colobo rojo de Udzungwa, el langur negro de nariz chata, el langur de cabeza blanca y el gorila oriental de llanura, entre muchas especies de lémures, monos y simios tienen poblaciones de pocos miles de individuos. Además, en casos como el gibón de Hainan en China, solo quedan unos 30 ejemplares».

El crecimiento humano, que es rápido y extenso, trae consigo la expansión de la agricultura industrial, la ganadería, la explotación petrolera y minera, además de la construcción de presas y carreteras. Todo ello supone las principales amenazas para estos animales. Por no hablar de otras que provienen directamente de la maldad humana como la caza de estos primates o el tráfico ilegal de miles de ejemplares que se convierten en mascotas.

De todas las amenazas, la agricultura es la que genera las peores consecuencias, y están destruyendo el hábitat vital del 76% de todas las especies de primates en el planeta. Paul Garber explica que «la producción de aceite de palma, soja y caucho, así como la tala y la ganadería están destruyendo millones de hectáreas de bosque».

La única solución posible es una acción conjunta, concienciada y global para proteger a las poblaciones de primates silvestres que se encuentran en peligro de extinción. «Estas especies de mamíferos se aferran a los bosques de China, Madagascar, Indonesia, Tanzania y República Democrática del Congo y, a menos que la conservación se convierta en una prioridad global, muchas de las especies de primates desaparecerán en los próximos 25 años», asegura Garber.

Fuente: Avances Science

Te ha gustado este post ?

Click para votarnos

Puntuación / 5. Contador votos

Lamentamos que no te haya gustado este post

Permite mejorar este post


Ana Hache

Ana Hache

Escritora apasionada. Estoy especializada en el mundo de la decoración y el diseño de interiores.