Saltar al contenido
Blog animalista

Pacientes recuperados de coronavirus pierden capacidad pulmonar

15/03/2020
pacientes recuperados de coronavirus

Las noticias sobre el coronavirus corren de manera frenética. Las últimas han indicado que los pacientes recuperados de coronavirus han perdido parte de su capacidad pulmonar.

Los estudios en el tema indican que los seres humanos podemos vivir sin alimento por varias semanas, y por varios días sin agua; sin embargo, es imposible vivir sin oxígeno. Pues, a tan solo escasos minutos de no tener aire, moriríamos.

Esto se debe a que cada una de las células que se encuentran en nuestro cuerpo requieren oxigeno de manera continua para poder repararse. También necesitamos oxígeno para que el organismo produzca energía, se reconstituya y pueda mantener las funciones vitales.

Cuando se habla de capacidad pulmonar se hace referencia al volumen de aire que los pulmones obtienen cada vez que inhalan. Cada persona puede llegar a almacenar hasta 5 litros de aire en los pulmones.

No obstante, cuando se hacen esfuerzos a nivel físico, los músculos hacen un trabajo adicional y es por ello que el organismo requiere más oxígeno, y con ello se produce más cantidad de dióxido de carbono.

Para tener una idea expresada en números, podemos afirmar que cada minuto la respiración va en aumento, hasta 15 veces estando en reposo. Cuando nos ejercitamos, este número aumenta a 40 y 60 veces por cada minuto. Por eso podemos llegar a sentir en algunas ocasiones que “nos falta el aire”.

Pacientes recuperados de coronavirus

En el caso de los pacientes recuperados de coronavirus, los médicos han alertado que estos han manifestado sentir cansancio, o quedarse sin aliento cada vez que dan pasos cortos

Esto quiere que la función pulmonar en los pacientes recuperados de coronavirus ha quedado reducida. Cuando caminan rápido la sensación de ahogo es mayor, tal como han dado a conocer las autoridades de Hong Kong.

Owen Tsang Tak-yin, médico del Hospital Princess Margaret y adscrito al Centro de Enfermedades Infecciosas, ha dado a conocer que cada día han dado pacientes de alta, pero les están haciendo un seguimiento.

Tras este seguimiento, han constatado que algunos de los pacientes recuperados de coronavirus no han sido capaces de volver a las tareas cotidianas que desempeñaban antes de desarrollar la enfermedad.

Owen ha dicho:

Si aceleran el paso, estos pacientes comienzan a jadear. Tras la recuperación, algunos pacientes recuperados de coronavirus podrían tener una reducción en la capacidad pulmonar de 20 y hasta 30%.

Es realmente alarmante el hecho de que, tras haber realizado tomografías a los pacientes recuperados de coronavirus, los pulmones no lucían de forma normal.

Según Owen, las imágenes que se apreciaban en las tomografías eran como “de vidrios congelados”, lo cual puede ser un indicio de que algunos órganos sufren y quedan afectados tras haber padecido el virus.

El médico también comentó que todavía falta hacer análisis para identificar los efectos a largo plazo, ya que existe una posibilidad de que estos pacientes recuperados de coronavirus desarrollen fibrosis pulmonar.

Cuando una persona padece fibrosis pulmonar, los tejidos de sus pulmones se endurecen y estos no trabajan de forma adecuada.

Pacientes recuperados de coronavirus y ejercicios

Lo que espera a estos pacientes recuperados de coronavirus son una serie de sesiones de fisioterapia, con el fin de ayudarles a recuperar su función pulmonar e intentar que vuelvan a la normalidad.

Owen Tsang ha recomendado también que los pacientes recuperados de coronavirus realicen ejercicios de tipo cardiovascular, tal como la natación para darle apoyo a los pulmones con su recuperación gradual.

Hasta el presente, los pacientes con el Covid-19 han sido tratados con medicamentos indicados para otras enfermedades, como el VIH o la hepatitis C. Se espera que prontamente comiencen a ser tratados con un medicamento que se usó en principio para los casos de ébola y comprobar su eficacia contra el coronavirus.

A nivel mundial, son 5000 las personas que han fallecido y, aunque esta familia de virus comenzó en China, este país ha manifestado que su punto máximo ha sido superado.

Pero, la Organización Mundial de la Salud ha advertido que el epicentro de la pandemia se encuentra en estos momentos en Europa, así que todavía no estamos cerca de decir que todo ha terminado.

Exámenes para determinar la capacidad pulmonar

Todas las personas deben informarse sobre los exámenes que se realizan para determinar cuál es la capacidad pulmonar de una persona. Estos exámenes, como la espirometría, ayudan a hacer una medición del aire que se exhala, así como la rapidez en la que esto ocurre.

La espirometría es un examen muy útil porque permite descartar un número amplio de enfermedades pulmonares.

Este examen se realiza con el paciente usando una boquilla que se conecta a un espirómetro, el cual registra la frecuencia y cantidad de aire inhalado y exhalado en un espacio de tiempo. Si el examen se hace de pie, los números podrían variar, pero siempre hay un rango para identificar los valores normales.

Si acude con un médico para realizar este tipo de exámenes, tal vez el especialista le solicite respirar de forma normal, en calma, mientras que para otros estudios se requiere una respiración más rápida o profunda.

En otros casos, es posible que el médico le pida inhalar un medicamento para observar los resultados del examen.

Ejercicios respiratorios

Algunos ejercicios respiratorios que pueden hacer los pacientes recuperados de coronavirus, pero también quienes no han enfermado, son los siguientes:

  • Controlar la respiración: con esto podemos direccionar mayor volumen de oxigeno hacia nuestros pulmones. Es muy útil, sobre todo cuando hacemos algún tipo de actividad o ejercicio.
  • Técnica con intervalos: se debe correr por 10 minutos y luego hacer una pausa hasta que las pulsaciones vuelvan a marcar los 120ppm. Esta técnica es ideal para quienes se dedican a correr, pero sienten que no tienen respiración eficiente. Se debe repetir hasta hacer 3 series.
  • Inflar globos: es muy sencillo y bastante práctico. Solo se debe tener a mano un par de globos y comenzar a jugar inflándolos. Las respiraciones deben profundas. Se debe hacer hasta 15 veces.
  • Pranayama: esta técnica la debemos al yoga y es bastante eficaz, ya que permite que el oxígeno llegue a la sangre. Se deben hacer inhalaciones profundas y largas durante varios minutos. las exhalaciones deben ser pausadas.

De igual modo, para aumentar la suficiencia pulmonar es recomendable practicar algunos ejercicios de forma ocasional, pero, paulatinamente, sobre todo con aquellos pacientes recuperados de coronavirus, los cuales deben seguir las instrucciones precisas de su médico de cabecera.