Saltar al contenido
Blog animalista

La odisea diaria de una mujer intentando secarse el pelo con un bóxer cómo mascota

27/01/2015
Captura de pantalla 2015 01 27 a las 13.16.30

El secador de pelo fue patentado en 1911 por el inventor armenio Gabriel Kazanjian. Pero no fue hasta 1915 que no se comercializó por primera vez y, desde entonces, se ha convertido en uno de los artículos más comunes en el baño de cualquier hogar y salones de peluquería del mundo.

Todos los que tenemos animales en casa sabemos las reacciones tan dispares que tienen acerca de este dispositivo. Unos huyen despavoridos en el momento justo en el que lo encendemos, algunos sienten un amor-odio difícilmente comprensible, pero hay otros que es una verdadera obsesión.

Esta humana intenta secarse el pelo cada mañana, pero una y otra vez se encuentra con el siguiente divertido y peludo obstáculo que le impide realizar tal labor de una manera normal.