Saltar al contenido
Blog animalista

¿Ese es Papá Noel? Los otros curiosos nombres para Santa Claus en España

24/12/2019
santa claus 2991653 1920

Para muchos, esta semana llega la época más feliz del año. Los que seguramente pueden reafirmar esa aseveración son los niños. Es que seguramente ya han escrito su carta a Papá Noel y estarán expectantes para ver si pueden espiar a Santa Claus cuando llegue en la Nochebuena a sus casas para dejarles los regalos que han pedido. Y que se ganarán, claro está, si es que se portaron bien durante todo el año.

La tradición más extendida, sobre todo en el hemisferio occidental, es la de Papá Noel o Santa Claus. Se trata de un hombre gordo, de grandes barbas blancas, enfundado en su traje rojo con vivos blancos, que llega desde el Polo Norte en su trineo volador tirado por ocho renos, para repartir los obsequios a los niños que se portan bien.

Sin embargo, podrían sorprenderse si alguien les dice que el 24 de diciembre por la noche están esperando la llegada de El tío de Nadal. O del Apalpador. Todas son distintas versiones de Papá Noel, y te invitamos a conocerlas.

Los Santa Claus de las regiones de España

Las diferentes regiones de nuestro país tienen cada una su muy fuerte y arraigada idiosincrasia. Obviamente, esta característica de nuestro país también se hace fuerte en Navidad, cuando la figura de Papá Noel es replicada de variadas y curiosas maneras.

El tío de Nadal en Cataluña y Aragón

Nada tiene que ver con el fenomenal tenista Rafael Nadal, que sin embargo no se cansa de regalarnos victorias y trofeos a los españoles que estamos orgullosos de tenerlo como compatriota. En realidad, el Tío de Nadal es un tronco de madera gran tamaño. Desde el día 8 de octubre se lo coloca en la casa y se lo va regando con dedicación.  Antiguamente, con la llegada de la Navidad, se le prendía fuego y las cenizas eran diseminadas por el campo como un tributo a los antepasados familiares. En cambio, en la actualidad solo se le zarandea y se le golpea para que expulse los regalos. Pero este ritual se realiza mientras los niños cantan villancicos, entre ellos “caga tió”, para que el tronco defeque los regalos que ocultos en una   manta ubicada justo debajo de la madera.

El Apalpador en Galicia

A este particular personaje también se lo conoce como Pandigueiro en la comarca de Tierra de Trives. El Apalpador es una figura mítica en las zonas del este de Galicia. Se trata de un carbonero que baja las noches del 24 de diciembre y 31 de diciembre hasta las casas de la gente. La leyenda cuenta que el Apalpador toca el vientre de los niños para averiguar si han comido suficiente durante el año. Entonces, deja un montón de castañas, algún regalo y se marcha deseándoles un Año Nuevo lleno de felicidad y comida. Su nombre proviene de “noite de apalpadoiro“, que significa “noche de palpar”.

El Olentzero en el País Vasco y Navarra

Olentzero es un carbonero mitológico que baja de la montaña en Navidad para darle regalos a los niños en este día tan especial, en el País Vasco y Navarra.

Este personaje es como un hombre grueso, desharrapado, siempre manchado de carbón, y de muy buen comer. La leyenda cuenta que Olentzero vive aislado de la sociedad. Solamente se  dedica a hacer carbón vegetal en el bosque. Además, se la pasa bebiendo y comiendo y cada invierno baja de las montañas a los pueblos para hacer felices a los niños.

San Nicolás, el original Papá Noel

La tradición más aceptada es que fue San Nicolás, conocido también como San Nicolás de Bari, quien dio origen a la conocida imagen de Santa Claus o de Papá Noel.

San Nicolás era un joven delgado y de gran estatura, y se calcula que nació alrededor del año 280 en Mira, una ciudad del Distrito de Licia, en la actual Turquía.

Hijo de una familia acomodada, sufrió las presiones de su padre para seguir sus pasos en el mundo del comercio. Sin embargo, una peste terminó con la vida de sus padres y así Nicolás tuvo la libertad para disponer de su fortuna como quisiera. Entonces, comenzó a dedicarse a ayudar a los enfermos de su ciudad. Conmovido por una desgracia tan grande, decidió repartir sus bienes entre los necesitados y viajó hacia Mira para vivir con su tío sacerdote y ordenarse como él

Nace la leyenda

Allí siguió con su tradición solidaria, dedicado especialmente a los niños. Pero su mítica fama que trascendió fronteras y dio origen al mito de Santa Claus es la siguiente historia. Había una vez un hombre muy pobre que tenía tres hijas, condenadas a la soltería porque su familia no tenía la dote necesaria para concertar matrimonio alguno.

Entonces Nicolás le dio a cada una de ellas una bolsa repleta de monedas de oro a cada. La relación entre esta historia y las tradiciones navideñas es la siguiente: la leyenda de San Nicolás detalla que el regalo a las tres hermanas fue hecho en secreto por el sacerdote. Y lo hizo con la siguiente modalidad:  entraba por una ventana, ponía la bolsa de oro dentro de los calcetines de las niñas, que estaban colgados sobre la chimenea para secarlos, y se iba sin ser visto por nadie.

En Mira, San Nicolás fue nombrado obispo y santo patrón de Turquía, Grecia y Rusia. Vivió profesando la solidaridad hasta el día de su muerte, el 6 de diciembre del 345 murió. Como faltaba muy poco tiempo para la celebración de Navidad, las autoridades y el pueblo decidieron que  sería su imagen la que representaría la festividad. Así, se inició la hermosa tradición de regalar dulces y obsequios en cada 25 de diciembre con la llegada de Papá Nopel.