La naturaleza puede llegar a ser tan salvaje como impredecible. De no ser por ella no viviríamos, cosa que parece increíble con todo lo que la maltratamos. Pocas veces le damos tregua, y nos dedicamos a talar, contaminar y acabar con los recursos naturales y las especies que como nosotros habitan el planeta.

Sin embargo a veces el hombre no es el culpable de todo lo que ocurre, sino que es la propia naturaleza la que tiene sus ciclos y sus normas. En Polonia, por ejemplo, un grupo de excursionistas en un coche fueron testigos de cómo pueden llegar a ser los planes que el propio bosque tiene.

Un grupo de árboles decidió que había llegado el momento de caer por si solos y bloquear la carretera. Justo en ese mismo momento el coche se paraba a escasos milímetros de la zona de acción. De hecho, algunos de los árboles caen directamente sobre el capó y la luna del automóvil.

naturaleza-desastre

Verte en esta situación debe ser tan horrible como impactante. El susto y el alivio que debes llevarte deben ir de la mano. Por una milésima de segundo no estamos atrapados, sino contemplando un espectáculo único.

naturaleza-desastre1

Ni siquiera hubiera sido posible salir airoso de la primera caída, un mínimo detalle distinto en este episodio y todo hubiera cambiado. Hubiera podido ser un desastre mayor de lo que ya es.

Fuente: Franek Kimono

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable Entreblogggs - Jordi Tornés José .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios Intergrid SL.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en el Aviso Legal.