A veces no sabes si regañarles o partirte de la risa con sus travesuras

19/11/2014

¿Recordáis alguna regañina de cuando eráis pequeños? Era tal la sensación de culpa ante la autoridad de nuestros padres que parecía que provenía de un juez. Muchas veces nos metíamos en grandes líos y no sabíamos realmente su magnitud hasta que nos echaban una buena bronca.

Un buen ejemplo es el tierno vídeo que compartimos a continuación en el que un padre se encuentra a sus hijos con la cara completamente pintada. Mientras que intenta mantenerse en su papel, va explicando a sus hijos que lo que han hecho no es lo correcto, pero las respuestas de los pequeños y su aspecto le impide en muchos momentos contener la risa. Un video muy tierno y divertido.

Original: Mihai Patriche vía lavozdelmuro.net