Cientos, miles de personas se acercan cada año a circos, zoológicos y parques temáticos donde infinidad de animales son maltratados. El solo hecho de sacar a los animales de su hábitat o tenerlos desde que nacen cautivos es ya una aberración. Pero si además los usamos para nuestro beneficio y diversión es pura crueldad.

¿En qué mundo habría de caber una imagen como esta? ¿Por qué tiene un delfín que atravesar un aro de fuego? No cabe en ninguna cabeza ni conciencia que existan cosas así. Todavía peor: que las permitamos y perpetuemos.

delfines-maltrato-2

Tu foto de las vacaciones en Tailandia o en el parque acuático de esa isla que tanto te gusta no tienen sentido si estás subido a un elefante o tocando un delfín. Ser protagonistas de fotos así es ser cómplice de maltrato animal.

No hay forma de salvar dicha foto, no hay manera posible de explicar el porqué de tanta maldad y estupidez humana. Muchos sufren problemas en los ojos porque las piscinas en las que los tienen están llenas de cloro. Otros han sido capturados y encerrados, no verán a su familia nunca más.

delfines-maltrato

¿Quieres ayudar a los animales? Empieza por no ser participe, no vayas más a sitios así.

Fuente: The Dodo